Nintendo cierra Miiverse, la red social que pocos valoramos

miiverse

A mi querida compañera,

Hemos vivido muchas cosas juntos como para ahora mirar hacia otro lado fingiendo que nunca existió nada entre nosotros. Puedo comprender que para muchos eras demasiado controladora y de las que no aceptaba segundas oportunidades. Si no que se lo digan a Juan, quien tras lanzar un improperio no volvió a verte el pelo. O a María, la simpática chica que descubrió de primera mano que lo tuyo no son los chistes sobre miembros fálicos. Sin embargo, de ti siempre me atrajo la valentía con la que te plantaste en mi vida cuando otras solo coqueteaban distraídas en conceptos que nada tenían que ver con lo que tanto amábamos. Echaré de menos tus “me mola”, la capacidad que tenías para contarme anuncios importantes en mil idiomas y cómo presumías de tus habilidades artísticas. ¡Qué desagradecidos los que ahora te olvidan! Jamás he visto a nadie que le sentase tan bien el verde como a ti, y créeme, las he visto luciendo de todos los colores…

Hoy nos dejas un poco más solos en un mundo que no piensa en nosotros como personas, sino en cifras que poner en una tabla de Excel. Ya no hay princesas, pasillos infestados de monstruos ni fotos que reflejen nuestras grandes hazañas. ¿Para qué seguir si no hay quien nos acompañe en el camino?

Siempre tuyo,

Sergio


Hace unos días nos enterábamos de que Nintendo decidía prescindir de su red social Miiverse tras 5 años en funcionamiento. El servicio, que nació para dar voz a los jugadores pudiendo compartir sus experiencias en línea, era una de las grandes apuestas de la compañía japonesa en el lanzamiento de Wii U y más adelante mediante una actualización en Nintendo 3DS. Sin embargo, conforme pasaba el tiempo cada vez eran menos los que utilizaban las herramientas que ofrecía. Tampoco ayudaba, para ser honesto, el escaso catálogo que tuvo Wii U durante toda su vida útil.

Esta es una noticia doblemente triste. Por un lado porque es la renuncia oficial de Nintendo a crear una red social centrada en los videojuegos sin una comunidad tóxica que la avale. Debido a la insistencia de los de Kioto, la infraestructura de la plataforma estaba concebida para acoger a un público de todas las edades con moderadores eliminando con rapidez comentarios malsonantes o que indujesen al spoiler. Era, por primera vez, un lugar seguro en el que hablar de tu juego favorito alejado del odio que inunda los foros en Internet. Es una lástima que la coyuntura de Wii U condenase al ostracismo a Miiverse, pues cualquier amago de crear algo similar por parte de Sony o Microsoft está a años luz de acercarse siquiera a la idea de crear una comunidad como la que concibió Nintendo.

miiverse

El hecho es aún más grave si alguna vez entendimos Miiverse como una forma de acercar posturas entre desarrolladores y jugadores creando un lugar común en el que compartir impresiones. Satoru Iwata, con sus más y sus menos, representó la imagen de una empresa que se esforzaba por conectar con sus consumidores. Nunca destacaron por ser los más abiertos de la industria, pero los Nintendo Direct y en cierta medida este Miiverse en el que figuras como el propio Iwata o Eiji Aonuma publicaban mensajes (¡hasta Yoshida, presidente de Sony!) ayudaron a establecer una comunicación más fluida con el público. Con el cierre de la red social se pone punto y final a un capítulo que marcará el inicio de otro bien distinto. Ya sin el servicio y la erradicación casi total de los Miis es evidente que algo está cambiando. No sé si para mejor, pero hoy toca lamentar esta triste decisión con una sonrisa de medio lado revisando melancólico mis viejos mensajes ahora que es posible descargarse todo el historial.

Quiero acabar este artículo recordando algunos de ellos porque quizás esa sea la mejor forma de mostrarles a los que nunca hicieron uso de Miiverse lo que representó -aunque tímidamente y de manera infravalorada- esta plataforma en la historia de Wii U.